¿Cuándo es hora de cambiar tus electrodomésticos y aparatos electrónicos?

¿Cuándo es hora de cambiar tus electrodomésticos y aparatos electrónicos?

Por lo general no siempre conocemos la vida útil de nuestros electrodomésticos y aparatos electrónicos, y apenas tienen algún desperfecto o avería, lo primero que pensamos es: “tengo que comprarme uno nuevo”.  A diferencia de 30 años atrás, la reparación de los equipos electrónicos no es considerada como la mejor opción por 2 motivos: el alto costo de la reparación o la falta de conocimiento técnico y piezas para reparar los equipos. Sin embargo, hoy en día han surgido iniciativas como el “derecho a reparar”, una ley aprobada por el Parlamento Europeo en el 2020, que promueve y facilita la reparación de nuestros equipos electrónicos. (Si quieres saber más sobre ella entra aquí: https://tecfys.com/hemos-perdido-la-cultura-de-la-reparacion/ )

Solemos quejarnos del consumismo y la obsolescencia programada que reduce la vida útil de nuestros aparatos electrónicos, pero no hacemos nada al respecto. Si bien es cierto que la reparación de un equipo puede tomar más tiempo que comprar uno nuevo, depende de nosotros tomar decisiones sostenibles con el medio ambiente.

Durante el 2019 se generaron  aproximadamente 53,6 millones de toneladas de  residuos electrónicos en el mundo, y esta cifra crece cada año. Nosotros somos responsables de hacer que el E-waste no vaya en aumento y de buscar alternativas para alargar el tiempo de vida de nuestros equipos a través de la reparación o del adecuado cuidado y mantenimiento de los mismos. Si aún no estás convencido y buscas una razón racional para descubrir si realmente merece la pena comprar un producto nuevo o no, te mostramos una fórmula que puedes aplicar.

Debemos contar con los siguientes datos:

  1. Precio inicial del producto
  2. Vida útil del producto
  3. Periodo de depreciación del producto 
  4. Precio de reparar el producto
  5. Precio del producto nuevo

Para entender mejor, utilicemos un ejemplo. Supongamos que tenemos un microondas, con una vida útil de 10 años, que nos costó 250€  y con una depreciación de 10% anual. Con ello podemos calcular el nuevo valor actual del producto cada año.

Depreciación: 250 x 10%= 25

Valor inicial: 250€

  • Año 1 valor: 225€
  • Año 2 valor: 200€
  • Año 3 valor: 175€
  • Año 4valor: 150€
  • Año 5 valor: 125€ 
  • Año 6 valor: 100€ 
  • Año 7→ valor: 75€ → se estropea
  • Año 8valor: 50€
  • Año 9 valor: 25€
  • Año 10 valor: 0€

Imaginemos que en el microondas se estropea en el año 7, cuando tiene un valor de 75€ y el costo de repararlo es de 30€.

Ahora, con estos datos podemos aplicar la siguiente fórmula:

  • (Valor actual del aparato + costo de la reparación) / número de años de vida restante
  • En este caso sería: (75+30)/4= 26.25€/año

Por otro lado, debemos tomar en cuenta el costo de comprar un microondas nuevo. Asumamos que el microondas cuesta 350€ y tiene el mismo tiempo de vida útil y 10% depreciación  anual que el producto anterior. En este caso el nuevo microondas se deprecia 35€ cada año.

Por último, comparamos el resultado de la fórmula anterior, que toma en cuenta la reparación del producto, con la depreciación del nuevo producto: 26.25 < 35, y vemos en este caso que el valor de reparar el equipo es menor que el de comprar uno nuevo.

No siempre comprar un producto nuevo es la mejor opción y ni la más sostenible. Recuerda que depende de cada uno de nosotros tomar decisiones racionales y responsables con el planeta. Por eso, la próxima vez que nos estés seguro si es hora de comprar un nuevo aparato electrónico intenta aplicar esta fórmula o aún mejor, si no te quieres complicar, prueba la suscripción circular con Tecfys y nosotros nos encargaremos por ti.

 

 

 

 

 

 

Otros artículos …

Open chat
Contacto